Lun09162019

Last updateLun, 16 Sep 2019 6pm

Back Está aquí: Home dcultura Concierto de piano de Jorge Balanzá en la iglesia de Riosalido

Concierto de piano de Jorge Balanzá en la iglesia de Riosalido

Desde hace unos años Riosalido ofrece en su iglesia un concierto de música clásica durante sus fiestas, normalmente de la mano de Bernadeta Raatz y Breno Ambrosini junto con la asociación cultural. Este año el intérprete ha sido Jorge Balanzá, un destacado alumno de Breno que tras ser presentado por Miguel García Vázquez nos dejó boquiabiertos; íntegramente dedicado a Liszt, Jorge nos mostró sus dotes a pesar del piano vertical, del que no se pudo sacar todo lo que entregó con sus manos a las teclas. Escuchamos cuatro obras, comenzando por un arreglo sobre una canción de Schumann, corto e intenso, con buenos recorridos de las manos, y un estudio complejo de pura técnica. Las siguientes dos obras eran la sustancia del concierto, sobre todo la casi sonata o fantasía sonata de nombre “Tras una lectura de Dante”, una pieza en un solo movimiento que en palabras de Jorge “es técnicamente compleja pero lo es más entender su musicalidad y alcanzarla”, casi 20 minutos donde no hay descanso, tras grandes volúmenes entras en relativas calmas que guardan tranquilidad hasta alcanzar la mitad de la pieza para empezar a escalar buscando una cima musical que siempre parece traer el final que no llega. La Rapsodia Húngara nº 6 era la última y comentaba Jorge “la disfrutas cuando ya la controlas pues técnicamente es difícil”, y es que acostumbrado a grandes velocidades cuando se trata de rapsodias, en esta no, y ya puedes esperar porque nunca llega ese momento en que dices ahora se arranca y no para, no, es otra cosa, cuando crees que va a tomar velocidad Liszt coloca grandes recorridos por el teclado, sonidos acuáticos mientras continua con la melodía que resulta muy cantábile, momentos de polonesa para llevarnos hacia el final y los dedos alcanzando todas las teclas del piano a gran velocidad. La iglesia llena aplaudió sin parar y llegó una propina curiosa, corta, tres minutos, yo le comenté luego a Jorge que me parecía muy actual y fue cuando me dijo: “de las últimas obras que compuso Liszt, se llama Nubes Grises y es cuando no busca el virtuosismo sino un simplismo esencial”, resulta muy depresiva y oscura, puede que los sentimientos de quien alcanza el final, cala muy hondo. Me encantaría escuchar otra vez el mismo concierto en un buen piano y de nuevo con Jorge Balanzá, joven de edad y maduro como pianista, pero no se puede tener todo. Al final se acercaron a felicitarlo miembros de la corporación del ayuntamiento seguntino junto con Miguel de la asociación y les hicimos la foto.

Felipe Lucio, Jorge Balanzá, Ana Blasco, José Antonio Arranz y Miguel García Vázquez tras el concierto.

 

Jorge Balanzá Marí. Piano

Asociación Cultural Amigos de Riosalido.

21 de agosto de 2019. Iglesia de Riosalido.